La mesa de atado – 018 – Variante de Pheasant Tail

Si bien ya hemos compartido con ustedes, en otra entrega de la Mesa de Atado, esta histórica mosca, en esta oportunidad les presentamos una variante con bead head, wing case de UNI Mylar color pavo real y en anzuelo curvo que nos ha brindado excelentes resultados en los arroyos de alta montaña.

pheasant taiul bead head

Recomendamos atarla en anzuelo curvo de Tiemco nº 2457 y en varios tamaños, y en color natural como en color negro.

Primero: colocamos el anzuelo en la morsa con su bead head, formamos una base con el hilo (UNI – Thread de 8/0) el color del hilo debe respetar el color de la mosca. Y llevamos hasta el final de la pata del anzuelo. Algo que ayuda para trabajar con este tipo de anzuelos es colocarlos al principio en forma casi vertical para formar bien la cola y el abdomen, y una vez finalizados colocarlo en forma correcta como cualquier tipo de anzuelo.

IMG_4438

Segundo: atamos un par de fibras de cola de faisán que no deben superar el largo aproximado de la pata del anzuelo y un poco de hilo de cobre, en esta oportunidad utilice el Soft Wire de UNI en color cobre.IMG_4439

IMG_4440

Tercero: llevamos las fibras alrededor de la pata del anzuelo cubriéndolo bien en forma pareja y por último ribeteamos este material con el hilo de cobre. El hilo de cobre ayuda a marcar la segmentación del abdomen de los insectos, pero también sirve para reforzar el material (fibras de cola de faisán) que puede dañarse ya sea con los dientes de la truchas o con las piedras del fondo. Debemos respetar el espacio para forma el tórax.

IMG_4441

Cuarto: enderezamos el anzuelo en la morsa, y con el UNI – Mylar en color pavo real formaremos el wing case de la ninfa. Un secreto para que resulte más fácil su atado, cortar en una pequeña cuña este material, allí ataremos y lo podremos ajustar bien sobre la pata del anzuelo evitando así que se gire o retuerza, arruinando en el primer caso el wing case y en el segundo al mismo material.

IMG_4444

IMG_4443

Quinto: con otras fibras de cola de faisán formaremos las patas de la mosca, las que ataremos en principio hacia adelante.

IMG_4445

Sexto: atamos dos o tres fibras de pavo real, según el tamaño del anzuelo y los llevamos hacia el ojo del anzuelo en forma pareja formando así el tórax de la mosca.

IMG_4446

IMG_4447

Séptimo: antes de terminar el wing case, llevamos las patas hacia atrás y las aseguramos con unas pocas vueltas de hilo.

IMG_4448 IMG_4449Octavo: Hacemos el nudo final y aplicamos una pequeña gota de cemento sobre el hilo con mucho cuidado de no pegar las fibras de pavo real.

IMG_4451

Espero que les haya gustado y la aten, no se olviden de aplastar la rebaba.

Alternativa: una variante a esta variante (suena enredado), es utilizando fibras de cola de faisán negra, hilo de cobre pintado de verde e hilo negro. Es tan efectiva como la versión que les mostramos paso a paso.

Pheasant tail nymphe black

Arroyo Blanco

Siguiendo con la pesca de la última vez, como nos había gustado mucho pescar este tipo de ámbitos, en esta oportunidad nos dirigimos a pescar el Arroyo Blanco, un hermoso curso de agua que no conocíamos y del cual habíamos escuchado poco al respecto, y que después de visitarlos supimos el porqué.

Arroyo Blanco

Para poder llegar tuvimos que salir bien temprano de la ciudad, cruzar un abandonado puente del ferrocarril trasandino, escalar una pared muy inclinada de una meseta y caminar cerca de dos horas. Pero creemos que valió la pena, ya que pudimos pescar un hermoso arroyo de montaña el cual se diferencia mucho de lo que estábamos acostumbrados.

Arroyo Blanco

Se lo llama Blanco porque acarrea una importante cantidad de leche de glaciar, ya que este arroyo nace en los glaciares andinos, por lo que cuando a penas se lo divisa se puede apreciar su color característico y el que no lo conoce puede desalentarse ya que nuestro instinto de pescador con mosca nos diría que no es pescable en esas condiciones.

Utilizamos equipos acordes a este curso de agua, cañas #3, leaders largo, tippet fino y pequeñas ninfas bien lastradas (ya sea con bead head o con hilo de plomo) y emergentes. En particular una mosca, que en la brevedad subiremos su paso a paso, nos dio muchos resultados. No pudimos pescar una gran trucha, pero algo en ese arroyo nos decía que en el próximo pozo lograríamos una buena captura.

IMG_4416 IMG_4424 IMG_4417

Lo que nos llamó mucho la atención era que las truchas no daban una buena pelea y se encontraba bastante flacas. Estas se encontraban bien debajo de las piedras, por lo que era necesario pasar las ninfas cerca de las truchas sino no la veían. Y cuando utilizábamos una emergente, la dejábamos profundizar en la corredera o en la cabeza del pozo y luego cuando ascendía las truchas salían de su posición de seguridad y la tomaban cerca de la superficie.

IMG_4425

Esto es pesca con mosca en Mendoza, mucha caminata, mucho calor, mucho sol y generalmente pequeñas truchas, pero nos gusta mucho.

The Complete Angler de Izaak Walton

Ha llegado a mis manos una edición de 1898 de “The Complete Angler” escrito por Izaak Walton, con el anexo acerca de la pesca con mosca de Charles Cotton. Según había escuchado este libro, después de la obra de Shakespeare y la Biblia, es lo más leído en el Reino Unido. Afirmación que llama mucho la atención ya que es un libro de pesca.

The Complete Angler

El escritor Izaak Walton nació en Stafford, trabajó como ferretero en Londres hasta la guerra civil inglesa. Y la primera edición de su obra The Complete Angler se publicó en 1653, en principio no contenía una referencia a la pesca con mosca, lo que más tarde se incorporó en la edición de 1676 gracias a la ayuda de su amigo Charles Cotton, quien incluyo no solo lo referido a la pesca sino también al atado de moscas.

The Complete Angler 2

Trata, en una excelente prosa, lo que es la pesca y el amor por la naturaleza, pocos han igualado con la claridad que transmite Walton lo que significa vivir el aire libre.

Les dejo un video para aquellos que no puedan acceder al libro o no lo quieran leer.

La mesa de atado – 017 – Faisán Soft Hackle

En esta oportunidad traigo una mosca de propia autoría, es una soft hackle hecha con fibras de cola de faisán, decidí compartirla en el blog después de haber utilizado mucho en arroyos de alta montaña moscas emergiendo, es decir haciéndolas ascender en los pozos y en la pequeñas correderas, por lo que no podía dejar de mostrar su paso a paso.

Faisán Soft HackleSi bien no tiene una nombre sofisticado, basta con el de Faisán Soft Hackle, es una mosca cuya atado es muy simple y como su forma de pescarla.

Primero: colocamos el anzuelo en la morsa, formamos una base con el hilo (UNI – Thread negro de 6/0) no es verdaderamente importante el color del hilo. Y llevamos hasta el final de la pata del anzuelo.

IMG_4343[1]Segundo: atamos un par de fibras de cola de faisán que deben ser del largo aproximado de la pata del anzuelo.

IMG_4345[1]Tercero: cortamos el excedente, colocamos un poco de  hilo de cobre, en ese caso utilice el Soft Wire de UNI en color cobre para resaltar bien la segmentación y atamos otras fibras de cola de faisán.

IMG_4346[1] IMG_4348[1]Cuarto: llevamos las fibras alrededor de la pata del anzuelo cubriéndolo bien en forma pareja (muchas veces ayudan poner una gota de cemento sobre el hilo que cubre la pata del anzuelo lo que le da mayor agarre y durabilidad a este material) y por último ribeteamos este material con el hilo de cobre.

IMG_4350[1]Quinto: colocamos un pellizco de Ice Dub UV en negro de Hareline Dubbing INC., para formar el tórax, que considero un material increíble por su facilidad para manejar en el hilo y porque tiene para mí el color justo.

IMG_4351[1] IMG_4352[1]Sexto: luego atamos una pluma de gallina color marrón para formar el soft hackle. Se puede utilizar de cualquier color y también perdiz húngara. Ambos materiales son excelentes para estos hackles.

IMG_4353[1]Séptimo: formamos el hackle en palmer, luego cortamos el exceso y formamos la cabeza de la mosca a la que deberemos poner una gota de cemento para darle durabilidad.

IMG_4355[1]Espero que les haya gustado y la aten, no se olviden de aplastar la rebaba.

La mesa de atado – 016 – Ninfa de Plecóptera

Luego de haber usado con mucho éxito esta mosca y de haber escrito una nota acerca de los plecópteros, corresponde subir y compartir con ustedes nuestra imitación de plecópteros, de muy fácil atado y muy efectiva.

ninfa de plecóptera

IMG_4327

Es importante recordar un par de cosas al momento de atar este tipo de imitación, como por ejemplo que son insectos que se encuentran en arroyos de mucha corriente, siempre están bien en el fondo de los mismos, no emergen como una efemeróptera o un tricópetro, sino que se arrastran hasta las piedras y allí eclosionan, y sus cuerpos se caracterizan por ser aplastados.

Primero: colocamos el anzuelo en la morsa, formamos una base con el hilo (UNI – Thread negro de 8/0) del color acorde a la mosca que ataremos. Es importante recordar que estas moscas presentan distintos colores conforme al lugar donde habitan, siendo el más común en nuestros ríos y arroyos el negro, pero también podemos encontrar ejemplares en marrón oscuro y crema, también la coloración varia según la época del año.

IMG_4311IMG_4312Segundo: es necesario agregar un poco de lastre con hilo de plomo acorde al tamaño del anzuelo, para ello lo ataremos en una forma distinta a la que estamos acostumbrados, es decir que en este caso lo ataremos al costado de la pata del anzuelo y luego lo sujetaremos con el hilo. Así le daremos a la mosca esa forma aplastada tan características de los plecópteros.

IMG_4313IMG_4314

Tercero: usaremos dos goose biot color negro para formar la cola de estas ninfas que se destacan por ser dos, los atamos bien separados.

IMG_4315

Cuarto: tamos un poco de hilo de cobre, en ese caso utilice el Soft Wire de UNI en color cobre para resaltar bien la segmentación de estos insectos. Y también colocaremos en esta oportunidad un poco de UNI – yarn color negro para formar el abdomen. Una vez colocados todos los materiales los llevamos para adelante el vueltas consecutivas e iguales formando bien el cuerpo de la ninfa, hasta donde empieza el tórax, y allí cortaremos el sobrande.

IMG_4316 IMG_4317 IMG_4318

Quinto: toca formar el tórax, patas y el wingcase, para los dos primeros usaremos este fantástico material llamado UNI – Mohair, que le da mucho movimiento a la ninfa. Y para el wingcase usaremos las fibras de una pluma de color oscuro, en este caso una hermosa pluma de cormorán que me trajo un amigo de una playa (podemos utilizar alguna laca para mantener las fibras juntas y darles además un toque de brillo).

IMG_4319 IMG_4320 IMG_4322

Sexto: una vez que hemos formado los dos wingcase, atamos dos goose biots negros y hacemos una cabeza con el mismo hilo. Nudo final y recortamos todo el material que sobre y este fuera de lugar.

IMG_4323 IMG_4326

Espero que les haya gustado y la aten, no se olviden de aplastar la rebaba.

Arroyo de alta montaña

Después de una serie de comentarios, decidimos ir a pescar el Arroyo Colorado en alta montaña, atento a que todavía la pesca no es óptima en Malargüe y otros lugares no nos atraen, por lo que esta era una buena alternativa.

Arroyo ColoradoArroyo ColoradoLlegamos muy temprano a este curso de agua, luego de un largo viaje en auto, y armamos nuestros equipos #3, líneas de flotes, leaders largos y moscas bien lastradas. Según nos habían indicado debíamos usar moscas oscuras, que si bien arrojaron en las primeras horas del día buenos resultados, no fueron las únicas moscas que nos dieron truchas.

Arroyo ColoradoTípico arroyo de montaña con pozos bien marcados y con una gran diversidad de macroinvetebrados, lo que nos produce una gran alegría ya que a veces es difícil encontrar un ambiente rico en insectos y truchas saludables.

Técnica de pesca en arroyos

Las técnicas de pesca empleadas fueron dos: con imitaciones de plecópteras en colores oscuros como negro y marrón (próximamente subiremos al blog esta imitación) en deriva muerta y bien pegadas al fondo y con indicadores de pique (párrafo aparte para estos ya que fueron de mucha utilidad a la hora de indicarnos la tomada de una trucha); y la otra con imitaciones de ninfas de efemerópteras como son las variante de pheasant tail con bead head y wing case verde y hare´s ear nymph, dejándolas profundizar y luego dejando quieta la caña se las hacía emerger y allí es cuando se daba el pique.

Trucha Arroyo ColoradoLas truchas del arroyo son en su mayoría arco iris, de pequeño a mediano tamaño pero muy combativas ya que conocen bien el curso de agua, perdimos muchos piques, y con un equipo apropiado la lucha es muy interesante. Hemos escuchado de la posibilidad de poder encontrar marrones de cerca de un quilo, no las vimos, pero si nos gustaría volver a ver si las encontramos…

IMG_4310Eso si, a la vuelta no nos privamos de nada y nos comimos unas entrañas asadas a la llama.

Laguna del Diamante

Luego de esperar con ansias la apertura en la Laguna del Diamante, pudimos ir en los primeros días de Enero. Esta vez decidimos salir de la Ciudad de Mendoza cerca de la medianoche, llegar al control de Fauna de Alvarado y esperar a que abran la entrada de la Reserva a las 7 am.

Entrada a la Reserva Natural Laguna del Diamante Fila de espera

Por suerte fuimos los primeros en ingresar, luego del control de rutina y de abonar la tarifa (que al día de hoy es de $45.-), continuamos una hora más de camino cruzando tropillas de guanacos y el querido Aº Yaucha.

GuanacosAº Yaucha

Luego de una hora más de viaje alcanzamos la hermosa laguna del diamante (que se encuentra a casi 3.250 mts. sobre el nivel del mar) custodiada por el Volcán Maipo, hicimos el último control de Guarda Faunas, cruzamos otro gran río mendocino, El Río Diamante (que en esta geografía es un humilde arroyo) y llegamos hasta donde nos permitía el camino y los demás turistas, que vale la aclaración había mucha gente.

Volcán Maipo Río Diamante Río Diamante

La laguna nos recibió en un día hermoso, soleado y cálido, pero no caluroso, sin una gota de viento y ni una nube en el cielo y una verdadera paz en el aire que solo era interrumpida por los motores de los aviones que cruzan la cordillera (es una transitada ruta aérea). Dejamos el auto donde pudimos, armamos los equipos y comenzamos a caminar hasta donde esta permitido.

Laguna del Diamante (margen oeste) caminando hacia el lugar de pesca pescador y tropilla de guanacos

Comenzamos a pescar y lo hicimos sin parar hasta las cinco de la tarde cuando ya estábamos bien cansados, en este ámbito hay una superpoblación de truchas fontinalis y sumado a esto una verdadera veda natural (ya que salvo los meses de verano, permanece inaccesible el resto del año porque el hielo avanza sobre el camino y la nieve es muy densa en esa zona), por lo que se obtienen ejemplares muy flacos, por ello mismo también Recursos Naturales permite el sacrificio de todos las truchas de esta especie sin cupo alguno.

Pescador y Trucha (Laguna del Diamante)

En esta ocasión la diferencia fue para las streamers en colores naranjas y rojos, los piques se daban bien en superficie y cerca del veril, que cuando corre viento hace muy difícil alcanzarlo.

Trucha Fontinalis

Luego de una larga jornada de pesca a más de 3.250 metros de altura, volvimos exhausto a nuestras casas, tomando mates y sin dejar de hablar de lo hermoso y agotador que es este lugar.

Arroyo Picheuta 2014, un año después de los acarreos.

¡¡¡Hola amigos, volvimos después de mucho tiempo!!! Hoy les contamos acerca de una de las últimas salidas que realizamos al Arroyo Picheuta, luego de que la temporada pasada un aluvión lo modificara casi completamente.

Partimos bien temprano en la mañana para la Villa de Uspallata, y cerca de las 07:00 hs ya estábamos armando las cañas. En esta ocasión utilice una caña TFO professional #3 con lineas de flote Rio Trout LT WF Floating N°3, con leaders largos de aproximadamente 2 mts. y tippet 4X.

WP_20140125_001

Comenzamos el ascenso del arroyo por su margen izquierdo para tratar de llegar lo más arriba posible y comenzar a pescarlo, pero lamentablemente quedan todavía las consecuencias del aluvión del año anterior, lo que hizo que se borraran los senderos y por momentos hay que convertirse en verdaderos andinistas profesionales para poder seguir avanzando. Recordemos que debido al gran caudal que trae en esta época, es casi imposible vadearlo, por ello hay que ir dispuesto a subir laderas, algunas bastantes empinadas y peligrosas.

WP_20140125_003

Con respecto a la pesca, en si fue bastante pobre, y la diferencia la hizo el indicador de pique (en nuestro caso usamos una boyita “mojarrera” que funciona espectacular dejando unos 30 cm de tippet hasta la mosca), ya que sin este es muy difícil detectar los piques por lo que toman hacia arriba. La mosca utilizada fue una Pheasant Tail con bead head atada en anzuelo #14.

WP_20140125_007

WP_20140125_009

Luego de una ardua jornada de pesca y montañismo regresamos a la camioneta para disfrutar un buen asado y como siempre, comentar la jornada vivida.

WP_20140125_011

Un abrazo grande y nos vemos en el río…

Plecópteros

Los Plecópteros del griego plecos = plegar y pteros = ala, llamados también por los pescadores de Norteamérica y muchos en Argentina como “moscas de las piedras” (Stoneflies), son un grupo de insectos cuyos antepasados pueden ser rastreados en tiempos prehistóricos.

Si bien tienen muchas características útiles a la hora de hacer una descripción bien detallada, a los fines de los pescadores –nuestros fines–, podemos enunciar las aquellas que considero más relevantes como por ejemplo que:

1.- Son un grupo de insectos con metamorfosis incompleta (hemimetábolos), pasan tan solo por tres estadios de desarrollo: huevo-ninfa-adulto. Antes de transformarse en adulto, las ninfas maduras se arrastran fuera del agua sobre rocas (principalmente), troncos o cualquier otro sustrato.

Aquí un punto a tener muy en cuenta cuando pescamos con imitaciones de ninfas de stoneflies, jamás las hagan emerger como comúnmente lo hacemos con imitaciones de pupas de tricópteros o ninfas de efemerópteros, ya que al igual que las ninfas de odonatos, cuando eclosionan se arrastran afuera del agua y rasgan la exuvia.

exuvias de plecópteros Aº Grande de la Quebrada

2.- Su hábitat es de aguas muy limpias y oxigenadas (cursos de agua permanentes), es decir ríos turbulentos de montaña con lechos de cantos rodados, de grava y grandes rocas (de allí su nombre de moscas de las piedras), también se las encuentra en corrientes que discurren por terrenos calizos.

Típico ambiente donde abundan los plecópteros, con aguas bien oxigenadas y turbulentas, el Aº Grande de la Quebrada.

Típico ambiente donde abundan los plecópteros, con aguas bien oxigenadas y turbulentas, el Aº Grande de la Quebrada.

Respecto a este punto en el libro de Francisco Pablo D´Aloia, “Pesca con ninfas y wets en ríos de la Patagonia Norte”, el autor tiene una frase que me llama la atención, la que dice así: “…por lo general, donde hay truchas hay muy pocos plecópteros y donde hay muchos plecópteros normalmente no hay truchas o sólo temporalmente…”.

Si bien el autor explica que no es una premisa que se la pueda tomar por absoluta, en cierta forma entiendo lo que ha expresado y lo comprendo ya que en nuestros arroyos donde abundan estas ninfas, a veces no encontramos truchas o una sola en varios metros a lo largo del cauce, pero tal vez esa sola trucha sea de un importante porte porque es la única residente de un pozon donde abunda la comida.

3.- En su estado de ninfa acuática, habita los fondos y entre las piedras alimentándose de plantas, algas, otros invertebrados etc., esta etapa puede llegar hasta los tres años según especies. Dato muy importante a tener en cuenta ya que a la hora de pescar con una imitación de ninfa de plecóptera deberemos ser capaces de colocar esa mosca bien al fondo, tarea que a veces es muy complicada ya que las aguas turbulentas y el tamaño reducido de los pozones impiden llegar al fondo.

plecóptera Aº Grande de la Quebrada

Respecto a su tamaño pueden ir desde 1 cm. hasta los 7 cm, con coloraciones pardas, verdes y amarillas mate que ayudan a que se confundan con el fondo del medio ambiente.

Algo que me gustaría destacar de estas ninfas, es que poseen un par de uñas bien desarrolladas en cada una de las patas, las que utilizan para aferrarse al sustrato. Algunos pescadores entienden que las ninfas del orden son muy poco susceptibles a la “deriva catastrófica” (deriva muerta) debido a que, además de ser habitantes comunes de la zona hiporreica, poseen estas fuertes uñas para evitar que se los lleve la corriente.

pata plecoptera

4.- Es posible encontrar en una misma parte del arroyo ninfas de plecópteras de diferentes tamaños en distintas etapas de desarrollo, por lo que no habrá eclosiones masivas como sucede con las efemerópteras y los tricópteros. Sino que que las ninfas irán eclosionando a medida de que lleguen al estado de maduración, lo que se da en pequeños grupos.

Por lo que podremos pescar a lo largo del día con una imitación de ninfa de estos insectos bien lastrada que se asemeje, en tamaño y coloración, lo mejor posible a las que habitan ese curso de agua.

5.- Los adultos viven desde unos pocos días hasta algunas semanas, y suelen ubicarse en la vegetación ribereña. En este estado se caracterizan, por plegar sus alas (generalmente grisáceas y moteadas) sobre el abdomen en una forma similar a las cucarachas, y también por tener un abdomen -de colores que pueden ir desde el naranja o amarillo hasta el marrón o negro- dividido en 11 segmentos, dos ojos compuestos, antenas y cercos largos y filiformes. Los dos pares de alas no son de igual extensión, las posteriores son mucho más anchas que las anteriores.

Fuente: http://www.conmosca.com/pescamosca_espana/Escuela/plecopteros.htm

El vuelo de los adultos es errático y torpe como el de los tricópteros, se pude pescar haciendo patinar la imitación por la superficie del agua. Y aquí volvemos a recordar que no hay eclosiones masivas de plecópteros, por lo que podremos pescar todo el día con una imitación de adultos de estos insectos.

6.- Las hembras pueden ovipositar sus huevos de varias maneras; lo pueden hacer en un vuelo veloz sobre el agua dejando caer masas de huevos o dejando caer huevos individuales, aunque algunas especies los adhieren a algún sustrato sumergido. Otro dato a tener en cuenta a la hora de pescar.

7.- En mi opinión las mejores moscas para imitarlos son:

Ninfa: Kauffmans Stone, Montana

Adulto: Stimulator

Fuentes: Nota 1; Nota 2; Nota 3; Nota 4; Nota 5; Nota 6;

Libro de Francisco Pablo D´Aloia, “Pesca con ninfas y wets en ríos de la Patagonia Norte”